DÍA DEL COMIENZO

Me desperté un lunes

emprendí el día con ímpetu

desperté un martes

creí que era lunes de nuevo

eché manos a la obra

por creer que la semana era montaña

llegó el miércoles, casi a mitad del cometido

y el jueves desperté cansada

no terminaba la labor

una mañana del viernes al despertar

quise finalizar lo propuesto

me di prisa para llegar a la noche

y el sábado no supe dónde estaba

cogí la mochila y eché a andar

para ordenar mis pensamientos

cuando desperté el domingo

vi la sensatez del revés, como sombra

durmiendo apareció el miedo pegajoso

que fuese lunes de nuevo.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s